Autor: | Categoría: Transporte por carretera |

Jochen en ruta

¿Qué hace un camionero en una empresa de tecnologías de la información? Una inusual combinación fácil de explicar. Nuestro camionero-periodista Jochen Dieckmann ha trabajado 15 años como chófer de camiones por todo el mundo. También ha sido periodista, relaciones públicas, director de la oficina de un político, asesor financiero e instructor de autoescuela. Su última faceta es la de escritor pues también ha escrito un libro titulado “Se dormirá a fin de mes”.

Actualmente trabaja en el departamento de marketing de TimoCom con el objetivo de mejorar la imagen del sector del transporte.  «Todo el mundo quiere la mercancía, pero nadie quiere el camión. Hay mucho por hacer», dice Jochen. Una situación difícil de encajar la una con la otra. »

“Quién no responde al teléfono, no cobra”.

Jochen aún recuerda con nostalgia la vida de camionero aunque de lo que también se acuerda era de las dificultades del sector, como cobrar tarde y mal. Su último empleador les mandó a todos los chóferes un escrito con el siguiente contenido: a quien no responda al teléfono, se le sustraerá 250 € de la nómina .A la segunda será despedido.  “Una vez tuve que coger el teléfono mientras me duchaba”, dice Jochen.

Y todo esto por un salario bruto de 1.700 euros/ mes escasos. Aunque la cantidad no era el problema, sino recibirla a final de mes.

¿Pero son las empresas realmente las culpables de esta situación? “La mayoría no pueden pagar más” dice Jochen. “En Europa hay una auténtica batalla campal en el precio, debido a la diferencia de precios entre Europa del Este y el resto. Además, las empresas de transporte están casi tan mal organizadas como los chóferes”.  En un par de años, Jochen asegura que el sector tiene que reaccionar. La falta de conductores está garantizada, al menos en Alemania. Y esto se debe en gran parte a que en Alemania el servicio militar obligatorio ha desaparecido desde hace algunos años. “En mi generación al menos un tercio de los conductores se sacaba el carnet de conductor de camiones en el ejército”. Obtener el carnet de forma privada actualmente cuesta alrededor de 5.000€ en Alemania .

Realmente en los tiempos que corren no existen muchas razones para que un joven se haga camionero. Pero Jochen no quiere desanimar a nadie. Según él, si en unos años el sector no tiene suficiente conductores se deberán cambiar las condiciones de trabajo para hacerlas más atractivas. Además, existen algunos beneficios que conlleva este trabajo en comparación con el típico trabajo de oficina: “ cuando terminas el día de trabajo y llegas a casa,  no quedan cosas pendientes por hacer en tu mesa”.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *